¿Navidad en Ecuador? ¡Esta receta es para ti!

¿Navidad en Ecuador? ¡Esta receta es para ti!

  • Blanka Alfaro
  • Blanka Alfaro
Prepara estos deliciosos pristiños con miel de raspadura y lúcete este diciembre. ¡Verás que tus invitados querrán más!
Ingredientes
Porciones: 15 (30-35 pristiños)
Para la masa:
– 1 libra, 4 onzas de harina de trigo
– 1 cucharadita de polvo de hornear
– 4 onzas de margarina vegana
– ½ taza de agua
– ½ cucharadita de anís
– 1 pedazo de canela
– ½ cucharada de jugo de limón
– ½ cucharadita de sal
– 2 cucharaditas de azúcar
– Aceite vegetal para freír
– Agua de linaza
Para el agua de linaza (sustituto de 6 huevos):
– 2 cucharadas de semillas de linaza
– 1 ½ tazas de agua
Para la miel de raspadura:
– 1¼ libras de raspadura
– ½ cucharada de jugo de limón
– 1 pedazo de canela
– 2 ½ tazas de agua
Instrucciones
Agua de linaza (sustituto de 6 huevos):
1. Vierte el agua y la linaza en una olla y hierve hasta obtener una consistencia viscosa. Deja enfriar a
temperatura ambiente. Si queda muy aguada, agrega 1 cucharada de semillas y hierve de nuevo.
Pristiños:
1. Vierte en una olla el agua y agrega el anís, la canela, el limón, la sal y el azúcar. Mezcla. Pon al fuego hasta que hierva. Retira del fuego y deja que se enfríe.
2. En otro recipiente, mezcla la harina, el polvo de hornear, la margarina y el agua de linaza. Agrega poco a
poco el agua con anís que preparaste en el paso anterior y amasa hasta formar una masa suave y elástica. Deja reposar la masa durante 15 minutos. Adelgaza la masa usando un bolillo.
3. Corta en rectángulos de 17 cm por 6 cm. Pica los filos y une los extremos formando una corona.
4. Calienta abundante aceite y fríe los pristiños hasta dorarlos.
Miel de raspadura:
1. Mezcla todos los ingredientes en una olla y pon al fuego. Revuelve constantemente. Cocina hasta obtener la consistencia deseada. Retira del fuego. Pon un chorrito de miel de raspadurasobre los pristiños al momento de servir.
¡Nunca ha sido más fácil disfrutar de todos tus platillos preferidos y sin crueldad! Sólo reemplaza los productos derivados de la explotación de los animales con alternativas a base de plantas. Éstas son algunas de las opciones que puedes encontrar en Ecuador.